Los productores de mantecados y dulces navideños en Antequera inician los dos meses fuertes de venta de campaña, en un año sin mascarillas, con nuevos lotes de presentación, ingredientes más saludables y con una producción y creación de empleo más moderada.

 

Un campaña que dará empleo a 321 personas (por debajo de los 461 de 2021) y una producción de 5.350.500 kilos (menos que el pasado año que fueron 5.933.500 kilos), notándose el encarecimiento de la materia prima, la factura de la luz y la guerra rusa, reduciendo las exportaciones.

Son uno de los promotores de creación de empleo en la ciudad en el último trimestre del año. Tras dos años para olvidar, se recupera la tradición que se remonta al siglo XVI cuando por un excedente de cereales y manteca en Andalucía, se promovió elaborar estos postres navideños, destacando Antequera y Estepa, que siguen manteniendo viva su competencia productiva.

Con el paso de los siglos, los conventos fueron quienes mantuvieron las recetas locales de dulces todo el año (con el bienmesabe como referente que hoy se mantiene entre Las Descalzas y Belén) a los que se les sumaron los mantecados, polvorones, roscos y alfajores. Ya en el siglo XIX surgieron las primeras empresas de las que se mantiene La Antequerana tras tres siglos y en el siglo XX surgen las que hoy tenemos.

Llega por tanto el otoño con el olor a canela que está presente desde el mes de agosto y lo seguirá hasta final de diciembre, dando un aroma especial al paso por el Polígono y calles del centro. A la venta obligada por Internet de los últimos años, regresa la de realizarla en persona en las tiendas propias.

 

 

 

Doce puntos de elaboración 

Esta campaña se cuenta con 321 personas elaborando los dulces (por debajo de los 461 de 2021 y los 442 de 2020) y una producción de 5.350.500 kilos (inferior a los 5.933.500 kilos de 2021 y los 5.430.000 de 2020).

La disminución de las cifras se debe al encarecimiento de la materia prima y la energía, sobre todo en la empresa Sancho Melero que es el mayor exportador con 2,8 millones de kilos (más de la mitad del total) y 70 (de los 180 de 2021) de los 321 empleos de esta campaña.

Les sigue Delicias de Antequera que por contra sube su previsión en 30.000 kilos manteniendo el número de empleos como el resto de empresas. Su polvorón de almendra, los bañados en chocolate negro y blanco y la línea saludable copan las peticiones de productos en su web y en su tienda en el Polígono en el Complejo Empresarial El Efebo.

Artesanías de Antequera comercializa los productos de Sabores Caseros y es una de las empresas que elabora dulces todo el año.  La Antequerana sigue con su doble apuesta de fabricación en el Parque Empresarial y la cafetería en calle Merecillas, un referente todo el año. Torcadul, otra de las empresas con producción anual, con el rosco de vino como referente.

Primitivos Aguilera y Antiguos de Aguilera siguen con la tendencia. Y por debajo de los 100.000 kilos de producción, con una elaboración artesanal a mano, los de la Panadería-Confitería Santiago (con sus exquisitos  alfajores de almendra), San Pancracio (con los bocaditos, cajas de mantecados a menor escala).

La Perla empezará a elaborar sus productos en la segunda semana de octubre.Y los conventos de clausura: Belén (que incluye el chocolate en sus productos  a su bienmesabe anual) y Las Descalzas (con sus bienmesabes, antequeranos y mantecadas).

 
 
Más información edición digital www.elsoldeantequera.com y de papel el sábado 8 de octubre de 2022. ¡Suscríbase y recíbalo en casa o en su ordenador, antes que nadie (suscripción).