Antequera es una ciudad que te sorprende cada día por mucho que la conozcas. Siempre ha sido un sitio adelantado a su tiempo donde con un pasado histórico, en ella se dieron los primeros cambios de la cultura. Prueba de ello son los monumentos megalíticos, el inicio del Renacimiento y el éxito de la Música como atractivo y espejo de una ciudad en movimiento.

El blues es el decano de la música y un referente en España. El jazz está viviendo sus años más dulces. Y ahora vuelve a resurgir como ave fénix el rock. Bajo el nombre de “Salga el Rock por Antequera” empieza una edición que nace con los recuerdos del “MapaRock”, aquella cita musical que llegó a reunir el incipiente surgimiento de una de las mejores épocas de grupos musicales.

Con el rock por bandera se unieron este jueves 28 de julio por la noche tres grupos que lo dieron todo con sonidos y estilos cargados de heavy, metal y rock que reunieron a un centenar de personas que se entusiasmaron en las más de tres horas y medio de música, a pesar del intenso calor, entre 38 y 32 grados, los rayos de sol sobre el escenario de la Casa de la Juventud y el espacio poco apropiado para un certamen de interés andaluz.

Lo importante fue reunirse, empezar y saber que el éxito ha sido comenzar. Gente aficionada tienen, grupos no van a faltar, y como nos dicen los integrantes de “Thuggish”, el grupo local: “Ahora a soñar y por qué no pensar hacer el siguiente en el Mapa como se hizo el MapaRock”. 

 

 

 

 

La noche de música joven

Con un intenso calor y con los rayos de sol alumbrando la fachada de la Casa de la Juventud, comenzó el grupo “Serpengoria”. Desde Torre del Mar, con un metal alternativo con fuertes influencias de power y epic metal.

Con su nuevo trabajo “Origen”, la voz y guitarra de Ángel Feria dirigía los sonidos con Juan Carlos en la batería, Laureano Lavado Gil con el bajo y Sergio Suárez a la guitarra. 

Abrieron el certamen y conectaron desde el minuto uno con el público que se fue concentrando en la plaza ante el edificio municipal, con los más fanáticos ante el escenario y los que iban y venían alrededor de las escaleras. Hubo quienes optaron por escucharles desde el césped de los jardines de en frente o desde los balcones de las viviendas próximas.

Tras casi una hora de concierto, siguieron “MOR”, “My Own Redemption”, banda granadina que desde 2019  son una fusión de muchos géneros, dominando elmetal progresivo, incluso con apuestas por el blues, el jazz y el metal moderno.

Rudy Bell Ballett es el vocalista, contando con José Mesa Guerrero con la guitarra eléctrica, Gonzalo Hernández Domene con el bajo, Álex Mesa Guerrero en la batería y José Antonio Blanco en la guitarra.Consiguieron mantener el ritmo, ya en el atardecer, gustándose sobre el escenario y haciendo llegar a lo más alto a los que seguían su ritmo y letras en una gran noche de música.

Y cerraron los de casa, “Thuggish”, que presentaba su quinto álbum “El cazador de sueños”,  una banda con el heavy metal y rock melódico como muestras de su pasión. Fue el punto culmen de la noche en un gran final de fiesta.De ello se encargaron: Cristóbal García con su voz que fue guía de Alejandro Ortiz en la batería, Samuel López guitarra rítmica y Martín Trujillo con el bajo y coros. Consiguieron un final de fiesta a lo grande en una primera edición que pide más respaldo y apoyos para el próximo año.

 
 
Más información edición digital www.elsoldeantequera.com y de papel el sábado 30 de julio de 2022. ¡Suscríbase y recíbalo en casa o en su ordenador, antes que nadie (suscripción).