Desde hace 75 años, el Instituto de los Hermanos de las Escuelas Cristianas está presente en nuestra ciudad de Antequera. Este instituto, con más de 300 años de dedicación al servicio de la enseñanza siguiendo los pasos de su fundador San Juan Bautista de La Salle, llegó como un revulsivo a nuestra ciudad gracias a la llamada de las familias Muñoz Rojas-Muñoz Velasco, con la intención de ayudar a nuestros convecinos y a los de los pueblos aledaños a formar a los hombres y mujeres del mañana, no sólo en conocimientos, destrezas, habilidades o incluso a través de la formación profesional y universitaria, sino también a personas llenas de valores y virtudes que pudieran ser instrumentos del cambio a mejor que nuestro mundo y nuestra sociedad tanto necesitan.

 

Hoy, 75 años después, La Salle cuenta con dos centros educativos, La Salle San Francisco Javier, la casa primitiva donde los Hermanos de La Salle iniciaron su obra para, 25 años después, ver ampliada esta obra educativa con La Salle Virlecha en carretera de Córdoba, dada la demanda que su oferta educativa generó en nuestra ciudad.Y es por ello que el próximo sábado 15 de febrero de 2020 queremos conmemorar este gran acontecimiento que no es más que la celebración gustosa de estos 75 años de vida regalada al servicio de la educación, la formación y de las familias. 

 

Queremos que todas los alumnos, profesores, personal de administración y servicios, familias que han pasado por nuestros colegios lasalianos en todos estos años podamos unirnos para dar gracias a Dios por tantos años de buenas historias y experiencias vividas. Es por ello que La Salle pone a disposición las invitaciones en las secretarías de La Salle San Francisco Javier y La Salle Virlecha, así como en el Hotel Restaurante Finca Eslava, hasta el viernes 14 de febrero, para que todos nos sumemos a esta conmemoración, donde tendremos un acto de acogida, bienvenida y saludo, una eucaristía para dar a gracias a Dios por estos años de presencia de La Salle en nuestras vidas y que estará presidida (D.m.) por el padre Lorenzo Orellana, uno de los primeros alumnos de La Salle en Antequera, y concluiremos con un almuerzo de confraternización en el hotel Finca Eslava.

 

Si tu vida fue tocada por La Salle en Antequera, ¡No te lo pienses! Moviliza a tus compañeros de clase y amigos que compartieron contigo su estancia en La Salle, reencuéntrate con ellos y únete a esta celebración de La Salle que, desde 1944 lleva, desde Antequera, tocando corazones.