redacción / ANTEQUERA

José Hidalgo lleva ya unos meses al frente del emblemático Restaurante El Faro, un tiempo “en el que estamos muy satisfechos, porque la progresión está siendo constante”.

 

“Estamos trabajando muy duro, echando muchas horas, pero se van viendo los resultados”, indica el gerente de un establecimiento “que es referencia para todos los antequeranos y también para muchas personas que pasan por la autovía”.

Tras diferentes etapas, en noviembre del pasado año afrontaron este proyecto “enfocado a todo tipo de clientes, ofreciendo desde desayunos a cenas, con variedad de bocadillos, menús o comida a la carta”.

En este tiempo, hay platos que nunca faltan, “como la porra antequerana, que siempre es muy demandada por todos los visitantes; además de guisos del día calientes que siempre se incluyen en el menú”.

La variedad es una de sus señas de identidad, pudiendo el comensal elegir “entre platos muy diferentes y siempre con la máxima calidad”, resalta Hidalgo.

Un lugar agradable para disfrutar

La nueva gerencia del Restaurante El Faro está apostando por recuperar los servicios de cena, “en un lugar agradable y fresquito durante el verano con una terraza amplia para disfrutar”.

De hecho, “cuando pase esto de la pandemia queremos ampliar la oferta con conciertos y actuaciones que sirvan como reclamo” para que las familias acudan más a este lugar, tan próximo al casco urbano de Antequera.

Como proyecto también está el recuperar su parque infantil, “es una idea de futuro porque tiene un lugar propio para ello, pero requiere de una inversión importante que espero poder afrontar el próximo año”.

Su lugar de paso y cruce de caminos es también propicio para realizar encuentros de trabajo, estando esperanzados en la activación económica que debe suponer la construcción del Puerto Seco: “Ya estamos dando comidas a personas que están viniendo a hacer negocios en el Puerto Seco, y además contamos con salones en los que se puede contar con la intimidad necesaria”.

Aunque las condiciones actuales de pandemia, y su reciente reapertura, hacen que aún no hayan acogido grandes celebraciones, José Hidalgo recuerda que cuentan con unas amplias instalaciones totalmente equipadas para este uso. “Contamos con un salón para unas cien personas y otro para más de trescientas, donde se han celebrado en otros tiempo muchísimas bodas y estamos dispuestos a volver a servirlas”.

Todo llegará, “porque lo estamos haciendo todo poquito a poco, intentando hacerlo bien para que la gente esté a gusto, que es lo importante”, concluye.

 

 
 
Más información edición digital www.elsoldeantequera.com y de papel el sábado 24 de julio de 2021. ¡Suscríbase y recíbalo en casa o en su ordenador, antes que nadie (suscripción).