jueves 18 julio 2024
InicioEditorialLa lección de normalidad y sencillez de Leonor y Sofía

La lección de normalidad y sencillez de Leonor y Sofía

Escribimos estas líneas cuando hemos visto a pie de calle el último día de colegios en nuestros centros. Al deseo de pasar unas buenas y merecidas vacaciones, nos quedamos con la tristeza de muchos escolares que dejaron sus lágrimas al despedirse de sus compañeros, de sus profesores y de ese aula que ha formado parte de un nuevo año de enseñanza.

Y lo hacemos tras ese vídeo que todos hemos visto sobre las palabras de dos hijas a sus padres por el décimo aniversario de Felipe VI como monarca. Porque tras su papel de princesa e infanta, al final son dos hijas. Fue la imagen más comentada, tras el gesto de la madre, la Reina Doña Letizia, que les dirigió la mirada para que intervinieran. Así, ambas, como en cualquier reunión familiar, sacaron su papel más humano. “Mamá, papá, Majestades. Perdón por colarnos, pero nosotras también tenemos algo que decir hoy”, comenzó la Princesa Leonor. Seguidamente la Infanta Sofía siguió con: “Gracias por acompañarnos para recordar que en estos diez años hemos aprendido lo que significa el compromiso que los cuatro tenemos con todos los españoles”.

Prosiguió la Princesa de Asturias que terminó con: “Ahora me gustaría que se unieran en un brindis por nuestra madre y nuestro padre, por nuestros Reyes, porque desde que nacimos nos han enseñado el valor de esta institución, de la Corona, su utilidad para nuestra sociedad y su propósito de servir a todos. Mamá, papá, gracias”.

Los aplausos a la Princesa de Asturias y la Infanta Sofía interrumpieron en dos ocasiones el brindis, después de la intervención de cada una de ellas. Se vio a un padre emocionado y una madre contenta porque había salido todo como esperaban. Se tenía en falta un gesto fresco, al estilo de la periodista Letizia. Y fuera de todo protocolo, aunque preparado con todo detalle, surgió el momento que será recordado como el día que dos hermanas, irrumpieron en el aniversario de un padre con corona.

La espontaneidad y la emoción del padre, coparon todo instante del amplio programa del décimo aniversario. Será el momento, como cuando Letizia intervino en el anuncio público de su compromiso con el hoy Rey.

Ante tantos meses de crispación, de enfrentamientos, de leyes cuestionadas, somos de los que creemos que hoy en día, la monarquía de los Reyes Don Felipe y Doña Letizia, y más el futuro en manos de la Princesa y la Infanta, garantizan la unidad. Compartimos esa reflexión de más vale un rey malo conocido que un presidente republicano bueno por conocer. ¿Se imaginan tener a dos Pedro Sánchez o dos Mariano Rajoy?

Terminamos con el principio. ¿Cuándo se rompe esa unión en las aulas? ¿Cuándo el odio, el rencor, la falta de respeto se hacen presentes y olvidan lo aprendido en los años del colegio?

Si un ministro y un periodista, como si es una escritora y un lector, se faltan el respeto públicamente, ¿cómo vamos a esperar una buena sintonía en la sociedad? Leonor y Sofía representaron la compostura que todos deberíamos de seguir para una España mejor.
Si no, el mal reina y lleva a avivar lo de las dos Españas, la separación de la sociedad donde tanto la madre como el padre son necesarios, juntos, diferentes, pero sin tirarse los trastos a la cabeza. Por tanto, ¡aprendan de los pequeños, de quienes están creciendo en las clases! Sólo así superaremos esta España cada día más dividida.

Más información edición digital www.elsoldeantequera.com y de papel.
¡Suscríbase y recíbalo en casa o en su ordenador, antes que nadie (suscripción)
 
NOTICIAS RELACIONADAS

Más recientes